Cómo limpiar las manchas de sangre

22Doors | | Confianza

Cuando nos hacemos daño y manchamos nuestra ropa con sangre, lo más importante es la rapidez.

Para no dejar ni rastro, como en las películas, conviene limpiar la sangre rápidamente.

Sin embargo, si eso no ha sido posible, desde 22Doors te damos varias soluciones para limpiar las manchas de sangre seca:

  • Agua oxigenada. Resulta muy eficaz aplicarla tanto sobre sangre seca como fresca. El agua oxigenada se encarga de eliminar microorganismos generados por la oxidación de la sangre y de blanquear la ropa.
  • Remojar en agua fría y enjuagar la mancha. Una vez aplicada el agua oxigenada, dejamos remojar la prenda en agua fría y la enjuagamos suavemente para terminar de ablandar los restos de sangre.
  • Jabón neutro. Terminado el proceso de remojo y enjuague, debemos verter jabón neutro sobre la mancha y frotarlo. Quedará perfectamente limpia y lista para pasar por el planchado.
  • Pasta dentífrica. Aplícala sobre la mancha de sangre, deja secar y enjuágalo con agua fría. Posteriormente, debemos frotar con jabón neutro y volver a lavarlo con agua fría. Se lava igual que con el agua oxigenada, pero se blanquea menos, por lo que viene bien para prendas de colores distintos al blanco.
  • Agua y sal. Entre las múltiples aplicaciones de limpieza que tiene la sal, resulta realmente efectiva para eliminar los restos de superficies complicadas de lavar, como el colchón. Mezcla agua y sal y aplícalo el mejunje sobre la sangre. Una vez ha ablandado, frótalo en seco y abre las ventanas para evitar que se quede la humedad.
  • Agua y hielo. Resulta recomendable si la sangre se encuentra sobre superficies como alfombras o mobiliario. Debes aplicar conjuntamente agua en estados sólido y líquido (comúnmente conocido como agua y hielo) sobre la sangre frotándolo con un paño. Quedará impoluto.
Limpiamos tu casa con un servicio seguro y fácil de configurar.
//
Claudia
Atención al cliente
¿Cómo te podemos ayudar?